Impulso de Denominaciones de Origen fortalecen producción Nacional

Venezuela se caracteriza por ser un país rico en recursos naturales, con diferentes tipos de suelos y un clima extraordinario, con tierras fértiles y suelos privilegiados en su gran parte de la geografía. Además, de ser una Nación con grandes oportunidades para lograr la producción de alimentos adaptados a cada tipo de región, lo cual contribuyen al fortalecimiento e impulso del aparato productivo del país.

En este sentido, desde el Servicio Autónomo de la Propiedad Intelectual (SAPI), ente adscrito al Ministerio del Poder Popular para el Comercio Nacional, como órgano rector en esta materia, se impulsan las Denominaciones de Origen Controladas (DOC) que dan lugar a productos de gran proyección y reputación, con calidad para exportación, teniendo además los mejores métodos de cultivos utilizados para su elaboración, con tradición y valor histórico, tales como: el Cacao de Chuao, el Cocuy de Pecaya y el Ron de Venezuela.

Esta garantía le ofrece al consumidor atributos únicos en el mundo y, al mismo tiempo, le genera estabilidad al productor. La certificación de Denominación de Origen Controlada puede ser otorgadas a productos como licores, quesos, vegetales, cacaos, aceites, especias, entre otros.

Dentro de los procesos administrativos para otorgar esta certificación es obligatorio contar con un consejo regulador que supervise y haga cumplir las condiciones de producción, proteja a los fabricantes, así como su tradición e historia.

Cacao de Chuao

La primera Denominación de Origen Controlada en otorgarse en Venezuela fue al cacao de Chuao, la cual fue publicada a través del Boletín Nº 443, resolución 2006, de fecha 22 de noviembre del año 2000, con la aprobación y reconocimiento de la Denominación de Origen del Cacao de Chuao.

En Venezuela, la diversidad cultural se encuentra presente en cada región del país y, el Cacao de Chuao, abarca una tradición ancestral que se remonta al siglo XVI en pleno proceso de colonización y que desemboca, según los registros, en la hacienda cacaotera Chuao (nombre indígena), fundada por el español Pedro de Liendo, el 15 de diciembre de 1649.

Este producto, es considerado uno de los más finos del mundo y el más apreciado por los grandes Chocolatiers internacionales, quienes lo utilizan para preparar los postres más exquisitos y deleitar el paladar de los más exigentes. El aroma y sabor que aporta el cacao venezolano son inigualables y marcan la diferencia al escoger un chocolate, ejemplo de esto, es el producido en Chuao.

Es importante mencionar que en nuestro país existen tres tipos de cacao: el forastero (fuerte, pero de calidad inferior), el trinitario (fuerza y calidad intermedias) y el criollo (delicado, pero de calidad superior). Dentro del cacao criollo están los cacaos de Ocumare, la Porcelana y el de Chuao.

Otro dato importante es que la certificación de la D.O.C tiene una vigencia de 15 años y, en el caso del cacao de Chuao, se renovó en el año 2016, garantizando la procedencia de uno de los productos de exportación más prestigiosos de Venezuela para el mundo.

El cocuy de Pecaya

Segundo producto venezolano al que se le otorga la Denominación de Origen, exactamente, el 22 de mayo de 2001. En la parroquia Pecaya, estado Falcón, se fabrica un licor llamado Cocuy de Pecaya, el cual puede tener 48, 52 y hasta 56 grados alcohólicos. Este proviene de las plantas Agave Cocuy, el cual crece en las zonas áridas del país como Lara y Falcón y que requiere más de diez años para crecer.

Actualmente, el cocuy pecayero posee un consejo regulador como establece la ley. La DOC contempla destilados con y sin azúcar añadida, añejados en madera y macerados con hierbas y frutas. Este licor es único en su tipo, su hermano más cercano es el mezcal mexicano, con el que, a pesar de su parecido como licor, guarda importantes diferencias en su proceso de elaboración y tradición.

La Denominación de Origen Controlada “Cocuy Pecayero”, fue ratificada en el año 2016, después de un arduo trabajo de verificación de todos los elementos necesarios para que el producto pueda obtener esta distinción.

Recientemente, el Servicio Autónomo de la Propiedad Intelectual otorgó la tercera certificación de Denominación de Origen Controlada Ron de Venezuela a un grupo de casas destiladoras de ron, las cuales comercializan diversas marcas de ron reconocidas nacional e internacionalmente, tales como: Santa Teresa, Cacique, Pampero, Diplomático, Ocumare, Estelar, Carúpano, Veroes, Roble Viejo, Barrica, entre otras.  Estos rones cuentan con un mínimo de dos años de envejecimiento en barrica de roble blanco y 40 grados de alcohol anhidro.

Con muchas décadas de oficio, el trabajo de los maestros roneros hace que nuestro ron sea uno de los mejores del mundo. Nuestro clima, inclusive, lo hace privilegiado pues dos años de añejamiento en el calor tropical generan más reacciones que en un país frío. Nuestro ron se exporta a más de 40 países y ha ganado importantes premios internacionales.

Posibles futuras Denominaciones de Origen en Venezuela

En el rubro de licores, los productores de cocuy del estado Lara vienen trabajando para cumplir con los requisitos establecidos y solicitar la Denominación de Origen del “Cocuy Larense”.

Las marcas bajo esta posible denominación deben cumplir estrictamente con todos los requisitos necesarios para que estemos en presencia de un producto de excelente calidad, capaz de satisfacer al consumidor nacional e internacional, ubicándose, además, en los primeros lugares entre las bebidas alcohólicas elaboradas a partir del Agave.

Otro posible candidato es el Café de Biscucuy, tomando en consideración que la población de Biscucuy, zona alta del municipio Sucre del estado Portuguesa, región del eje llanero venezolano, inició su proceso de solicitud para obtener la certificación de la Denominación de Origen de este producto. Con una amplia tradición agrícola que llegó de mano de los misioneros capuchinos en el año 1784, convierten al Café de Biscucuy, en un producto con reconocidas ventajas de exportación y calidad, con condiciones únicas y características que lo hacen candidato a lograr su DOC.

No podemos dejar pasar por alto como otro candidato a DOC es el Cacao Carenero Superior, exactamente, el pasado mes de mayo, el Presidente Constitucional Nicolás Maduro, en compañía del Gobernador del estado Miranda, Héctor Rodríguez, realizaron la solicitud formal al SAPI para la debida legalización y otorgamiento de la Denominación de Origen Controlada del Cacao Carenero Superior.

Esta variedad del cacao venezolano toma su nombre del pueblo costero de Carenero, conocido durante la época colonial por su ferrocarril y por ser puerto de embarque de diversos productos agrícolas, en especial el cacao. Desde entonces y hasta hoy, el grano fino de aroma de Barlovento es referencia de la calidad de nuestro cacao, reconocido y aclamado por diversas industrias chocolateras del mundo. Sus características de bosque húmedo tropical, suelos fértiles y condiciones climáticas, ideales con una buena distribución de pluviosidad durante el año, permiten el desarrollo de una peculiar combinación de cacaos trinitarios que destacan por su calidad.

La certificación de Denominación de Origen Controlada garantizará que nuestro cacao tenga mayor proyección, reconocimiento y posicionamiento en el mercado internacional como el mejor cacao del mundo, lo que sin duda alguna se traducirá en mayores beneficios económicos para el país. Al tener un registro internacional de calidad, bajo las normas y procedimientos científicos adecuados, el producto se cotizará y generará mejores ingresos a los productores e impulsará la economía en el Estado.

El SAPI ya se encuentra iniciando los trámites pertinentes para darle una respuesta eficiente a los productores de Cacao ante la solicitud del Gobernador Héctor Rodríguez y en pro del fortalecimiento y desarrollo de la Nación.

Denominaciones de origen en el mundo

Uno de los ejemplos más conocidos de denominación de origen en el mundo es el queso Roquefort: Un queso azul francés de leche coagulada de oveja, elaborado en la región de Causses del Aveyron, que obtuvo la DO en 1925.

Otro de los casos ejemplares es el vino espumoso que se elabora en la región francesa de Champagne; de igual forma, ocurre con el vino de Jerez, producido en la ciudad española de Jerez de la Frontera, en la provincia de Cádiz. En España, más de 60 vinos tienen DO.

En México el mezcal, el tequila de la zona de Jalisco y la vainilla; el pisco peruano y el chileno; los habanos cubanos y/o el café colombiano, son algunos de los mejores ejemplos exitosos de DO en todo el mundo.

2019-09-04T18:24:43-04:00septiembre 4, 2019|